Contar el proceso incrementa el valor percibido

Cruz artesanal de Chiapas: no es lo que cuesta, es lo que vale hacerla

El mensaje es muy sencillo: contar la forma como hacemos las cosas hace que la gente las aprecie más. Y aplica para todos los negocios. Entregar el producto de la forma como lo hacemos, tiene magia detrás y el esfuerzo de muchas personas.

Nada es solo un producto o servicio, es el fruto de un esfuerzo conjunto de gente y procesos minuciosamente controlados, para que el cliente disfrute el resultado final. Y qué mejor ejemplo para mostrar cómo hacerlo que una artesanía.

Cruz de laca de Chiapas

Hace poco recibí este obsequio del estado de Chiapas en Mexico de uno de nuestros clientes. Una linda cruz de laca muy bien presentada, con algo que me llamó la atención: detalles del proceso que hacen de esta pieza no solo algo único, sino infinitamente más especial.

Cruz artesanal Chiapas

Esta iniciativa de la Casa de las Artesanías de Chiapas, destaca el valor de esta especial pieza:

Cruz de laca: Cruz plana laqueada a mano con flores matizadas con pintura al óleo.
Tiempo de elaboración: 8 días.
Artesana: Graciela Pérez Hernández
Municipio: Chiapas de Corzo, Chiapas.
Pieza única.

Exaltar cada detalle es lo que lo hace visible y le da el valor que se merece.

Cruz de laca Chiapas (zoom)

¿Qué puede contar que no está contando?

Esto es algo que podemos hacer en cada uno de nuestros negocios. Exaltar esos especiales detalles que convierten nuestro trabajo en algo único y valioso. Piense:

  • ¿Qué está haciendo que tenga esa magia y que debiera contar?
  • ¿Qué detalles que son parte del detrás de cámaras?
  • ¿Podría ser algo interesante y atractivo para nuestros clientes?
  • ¿En qué se inspira el equipo cada mañana para ir a trabajar?
  • ¿Alguna historia para contar que dio origen al servicio o producto? (Vea también: 6 formas de usar el storytelling en ventas).

El mensaje es sencillo: valórese para ser valorado.

Crea en lo que vende y su cliente creerá en lo que compra.


Artículos Relacionados

Autor de Yellow, Detalles que Enamoran, Bueno, Bonito y Carito, El día que David venció a Goliat y Facebook Toolbox. Antes de fundar Bien Pensado trabajó para compañías como Coca-Cola, DuPont, Avery Dennison, Varta Rayovac y el Grupo Latino de Publicidad. Administrador de Empresas, Especialista en Psicología del Consumidor y MBA. Colombiano, lector compulsivo, testarudo por naturaleza y optimista por convicción. www.DavidGomezGomez.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *