Nuggets de Mercadeo: Disminuir el impacto de empleados en entrenamiento

Estoy en entrenamiento

Especialmente para las empresas de servicio, el poner personal nuevo frente a los clientes y no bajar la percepción de servicio puede ser un gran reto. A menos que le informe al cliente.

Contarle al cliente a través de un botón o como en este caso de una estación de servicio, un chaleco con la leyenda «estoy en entrenamiento» baja las expectativas y hace que los clientes sean más condescendientes con la persona. Tolerarán cualquier inconveniente que pueda surgir e incluso algunos estarán gustosos de colaborar en el proceso.

Buena estrategia recomendada para empresas con personal de atención directa al cliente.