Venda por ganar un cliente, no una comisión

Venda por ganar un cliente, no una comisión

Las comisiones van y vienen, pero los clientes permanecen.

La construcción de relaciones y el pensar en cada venta como una oportunidad para generar ventas futuras, por el alto nivel de satisfacción, por la lealtad e incluso por los referidos que puede generar ese cliente, es infinitamente más rentable.

Si solo piensa en la venta como la comisión del día, le va a ayudar; pero el ir más allá y crear una experiencia memorable; el controlar todo lo que pueda para que esa persona o compañía quede fascinada, será el gran diferencial.

Esto es lo que le va a permitir no solo cumplir la cuota, sino cumplirla de manera consistente en el tiempo.

Recuerde, la venta es la consecuencia de servir. No se trata de vender, se trata de construir relaciones. Las cuotas vienen de las ventas recurrentes que traemos y de los nuevos clientes. Pero usualmente conseguir nuevos clientes no es nada fácil; y si conseguimos algunos, no siempre alcanzan para llegar al volumen que estamos esperando.

Por eso, cuando piensa en vender por ganar un cliente y no una comisión, está construyendo no solo para hoy, sino para el futuro.