La necesidad es madre de la creatividad

Siempre hay una forma costo-eficiente de resolver las cosas

Midiendo la experiencia 1

Cada día me convenzo más de que en la vida creatividad mata presupuesto, y que siempre hay una forma costo-eficiente de resolver las cosas.

Hace poco me encontré esto a la salida de un supermercado. Para calificar la experiencia del cliente en el establecimiento, en vez de utilizar las máquinas con los botones que registran electrónicamente la respuesta, está la opción manual de incluir la pelota cuyo color represente su opinión.

Ahora bien, si las empresas no hacen nada con la retroalimentación, eso ya es otro problema que no va a resolver esta iniciativa, ni siquiera la máquina electrónica. El problema no son las investigaciones, sino lo que se hace con ellas para mejorar la experiencia.

Midiendo la experiencia 2

Estas, por el contrario, son las máquinas un poco más tecnológicas, que son a las que nuestro mueble análogo reemplaza:


Artículos Relacionados

Autor de Detalles que Enamoran, Bueno, Bonito y Carito, El día que David venció a Goliat y Facebook Toolbox. Antes de fundar Bien Pensado trabajó para compañías como Coca-Cola, DuPont, Avery Dennison, Varta Rayovac y el Grupo Latino de Publicidad. Administrador de Empresas, Especialista en Psicología del Consumidor y MBA. Colombiano, lector compulsivo, testarudo por naturaleza y optimista por convicción. www.DavidGomezGomez.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 thoughts on “La necesidad es madre de la creatividad

  1. asi es, es como algo automatico, hay la necesidad e inmediato ( o quizás no tan inmediato) surge la solución asi sea en forma rudimentaria al principio, es decir, nosotros como usuarios de un servicio cuando vemos una falla o que falta algo empezamos a opinar ” se deberia..” o ” seria bueno…” y asi surge la solución a un problema. por eso seria mejor incluso un buzón de sugerencia, a veces no es mal servicio, simplemente que faltó algo